Se tensa situación política en Veracruz

Conforme avanza el proceso electoral de cara al día de la elección, la situación se ha vuelto más tensa y complicada, tanto por cuestiones de inseguridad, el calor propio de las campañas y algunas decisiones temerarias del OPLE como de llegar a cancelar registros de candidatos o las renuncias por parte de algunos de éstos.

se_tensa_situacion_politica_en_veracruz

Si bien, es normal que en plenas campañas vayan subiendo de tono las acusaciones, se advierte una espiral de violencia, donde candidatos no han dudado en llegar ya a las agresiones físicas, faltando prácticamente la mitad de la campaña.



A esto se suman las detenciones prácticamente al arranque del proceso por parte de la Fiscalía General del Estado de Rogelio Franco, Gregorio Gómez Martínez y del priísta Jaime Rosales.



En una de las decisiones más temerarias, el OPLE dio de baja el registro de 19 candidatos de Fuerza por México al incumplir la paridad de género, es decir, postulaban más hombres que mujeres.


Y en otra decisión polémica avaló el registro de Citlali Medellín como candidata a diputada local por el PVEM, a pesar de estar sancionada por el INE por haber aplicado violencia política de género contra una mujer.



En el plano de la inseguridad, prácticamente todos los partidos políticos han sido víctimas y de igual forma acusan al resto de enrarecer la situación política en Veracruz.



Los principales partidos de oposición como PRI, PAN y PRD no han dudado en acusar al Gobierno de Veracruz de no poder garantizar las condiciones de seguridad, a lo cual incluyeron el secuestro de la expriísta y exdiputada local Marina Garay Cabada.

El recién atentado contra el candidato a la alcaldía de Cuitláhuac del partido Podemos, es hasta ahora uno de los hechos más graves, pero prácticamente candidatos de todos los partidos han señalado agresiones, intimidaciones y amenazas para desistir de su intento de continuar en la lucha política.