Que no haya más periodistas caídos en Veracruz, es lo correcto: Gómez Cazarín

Lo correcto es que en Veracruz no haya ni un periodista más caído en el ejercicio de su profesión y que la Fiscalía General del Estado haga un esfuerzo al 100 por ciento para que no haya impunidad en casos de agresiones a la libertad de expresión, señaló el diputado Juan Javier Gómez Cazarín, presidente de la Junta de Coordinación Política (Jucopo) del Congreso local.

Que no haya más periodistas caídos en Veracruz, es lo correcto: Gómez Cazarín

El representante popular sostuvo que, como integrante de la LXVI Legislatura, este poder público no se va engañar ni se pondrá vendas en los ojos ante los riesgos que enfrentan a diario los periodistas; por el contrario, se compromete la labor legislativa a garantizar su pleno derecho a ejercer su profesión.



"Cuando vemos una nota de cualquier ciudadano que cae, nos duele, pero cuando cae un profesionista que se esfuerza por llevar el sustento a sus casas, a sus familias, nos duele más. Quiero pedirle a la representante de la Fiscalía General del Estado un esfuerzo al 100 por ciento; no queremos impunidad en Veracruz", señaló tajante.



En su calidad de presidente de la Jucopo reiteró su compromiso, del diputade y de los legisladores de trabajar para cuidar la labor que cada uno de los periodistas realiza día a día.


Reitero -prosiguió- la apertura, el diálogo abierto y la coordinación total de la Legislatura local de Veracruz para procurar que ya no sucedan más agresiones hacia los periodistas.



Juan Javier Gómez Cazarín participó en la presentación del Programa Estratégico de Libertad de Expresión, por parte de la Comisión Estatal para la Atención y Protección de los Periodistas, a través del cual se involucra a las autoridades municipales en acciones de sensibilización de los servidores públicos, así como para establecer acciones a favor del quehacer periodístico.



De acuerdo a la Ceapp, es en la instancia municipal donde más agresiones se registran de funcionarios hacia los reporteros en el estado, de ahí que por primera vez se establezca un programa que busca generar condiciones de respeto a quienes ejercen el periodismo, así como para generar vínculos de diálogo y gestoría.